2 Octubre 2016

Making Sense

20160301-making-sense-logos-04

Making Sense es un proyecto europeo que busca empoderar a lxs ciudadanxs para que utilicen tecnologías de código abierto como sensores y plataformas de visualización de datos con el fin de monitorizar el medioambiente, recabando y compartiendo datos sobre contaminación sonora, calidad del aire, temperatura, humedad, etc. Making Sense utiliza como tecnología de base el proyecto Smart Citizen, que surge en el Fab Lab de Barcelona en 2011 y fue co­financiado dos veces, a través de Goteo y Kickstarter.

Entre septiembre de 2016 y octubre de 2017 Making Sense llevará a cabo tres intervenciones de sensorización ciudadana. La idea es colaborar con comunidades existentes que se encuentren afectadas por problemas medioambientales y quieran utilizar la tecnología para actuar sobre estas problemáticas. Civic Lab colabora con Making Sense a extender su propuesta a distintas comunidades de la ciudadanía, organizando talleres, eventos y distribuyendo la iniciativa a través de su red.